Las principales entidades de atención al sinhogarismo denuncian la falta de medios para las personas sin hogar durante la ola de frío

Compatir en Facebook Compatir en Twitter Enviar por email Más...

COMUNICADO

SOBRE LA GESTIÓN DE LA ATENCIÓN A PERSONAS SIN HOGAR DURANTE LA BORRASCA FILOMENA

Falta de previsión, coordinación y colaboración para atender las necesidades de las personas sin hogar durante la ola de frío que ha azotado estos días la Comunidad de Madrid. Es la denuncia que, a través de un comunicado conjunto de las organizaciones Acción en Red Madrid, AIRES, Asociación Bokatas, Granito a Granito, Asociación Moradas, Hogar Sí, Proyecto Encuentro Acoge, Plaza Solidaria y Servicio Civil Internacional y Solidarios para el Desarrollo, y apoyado por la Red Madrileña de Lucha Contra la Pobreza y la Exclusión social (EAPN Madrid).

En concreto, el comunicado critica que la situación de pernocta que se vivió durante los primeros días del temporal no fuera prevista y dotada ampliamente con antelación, lo que provocó que las personas sin hogar no pudieran contar con los medios necesarios de atención, transporte, alimentación y descanso que, de haber existido, hubieran cubierto sus necesidades individuales.

En ello se reafirma Jesús Sandín, responsable del programa de atención a personas sin hogar de Solidarios, quien reprueba que se hayan ofrecido “lugares de alojamiento insalubres”, a pesar de que “se contó con el tiempo suficiente para haber utilizado otros espacios municipales”. Por otro lado, Sandín lamenta la falta de coordinación de la Administración con las entidades sociales: “Sabiendo lo que se nos venía encima es lamentable que no se haya contado con los recursos y la estructura disponibles, teniendo en cuenta además que volvimos a ofrecerles nuestra colaboración para lo que necesitasen”.

Sobre esta última cuestión, las entidades firmantes recuerdan su disposición al diálogo y al trabajo en común para conseguir la erradicación del sinhogarismo. Una realidad a la que solo se podrá llegar a través de la puesta en marcha de políticas y medidas tanto activas como preventivas. Nadie, en ningún caso, debe quedarse atrás.